SEGURIDAD PÚBLICA | Pruebas de control de confianza/Respaldo al Gobernador

Mucho se ha hablado de las llamadas pruebas de control de confianza y de los resultados de ellas, a lo largo y ancho del país han sido controversiales los resultados para algunos policías que llevaban años trabajando y al no pasar alguna de ellas fueron dados de baja de su cargo.

A pesar de que se han aplicado en gran parte del país y en las policías de todos los niveles, estas pruebas siguen dando de qué hablar, por los resultados y la inconformidad de algunos elementos.

En momentos difíciles como los que vive Jalisco actualmente en cuestión de seguridad, es alentador darnos cuenta que no nos encontramos en los primeros lugares de elementos reprobados en las pruebas de control de confianza, a pesar de que han sido algunos elementos y altos mandos los cesados por este motivo.

Será interesante ver que estas pruebas se mantengan y se realicen periódicamente a los elementos en todo el país y para todos los cuerpos policiacos.

Estados en problemas

POLICIAs Michoacan

Veracruz, Baja California Sur, Morelos, San Luis Potosí, Durango, Guerrero y Michoacán son los estados que tienen el mayor número de elementos que no han aprobado los exámenes de control de confianza que aplicó el Gobierno Federal.

La mitad de los mandos policiacos que han reprobado dichas pruebas están concentrados en estos siete estados y no es casualidad que por lo menos dos de ellos sean parte de la estrategia principal de seguridad como son Michoacán y Guerrero.

Son 81 los elementos que no han aprobado estas pruebas en los 7 estados, hay que recordar que las pruebas consisten en exámenes patrimoniales y de entorno social; psicométricos y psicológicos, médico y toxicológico y el famoso polígrafo o «detector de mentiras».

Las pruebas realizadas por la PGR y la Policía Federal, en los últimos 5 años, fueron 703 a servidores públicos en áreas de seguridad y justicia de los cuales 156 no aprobaron.

De los estados mencionados, Veracruz aplicó 51 pruebas a altos mandos y 16 no aprobaron; en Morelos fueron aplicadas 36 pruebas y 12 no aprobaron y en Durango se aplicaron 10 pruebas y una tercera parte no aprobó los mismos.

Tanto en Guerrero y Michoacán fueron reprobados 9 elementos, mientras que Baja California Sur tuvo 14 elementos reprobados y en San Luis Potosí se aplicaron 38 pruebas de las cuales 11 no fueron aprobatorias.

Es importante resaltar que los estados que hoy vemos como algunos con mayor número de elementos reprobados son hoy en día estados que viven o han vivido graves problemas de inseguridad.

María Elena Morera, presidenta de Ciudadanos por una Causa Común, A.C., al respecto comenta: «esos estados son los que tienen más problemas de seguridad, como Veracruz, Guerrero, Michoacán y los mandos siguen trabajando, cuando no deberían estar ahí. Si están involucrados deberían estar en la cárcel».

De igual manera, considera preocupante la situación en Veracruz ya que a pesar de que el gobernador Javier Duarte niegue la problemática, son frecuentes las denuncias de plagios y homicidios, asimismo se refirió a que «todos los días pasa algo, y como además ahí están vetados los periodistas, nadie dice nada; y el gobernador no hace nada y sigue diciendo que ahí solo se roban pingüinos y frutsis».

 

Pruebas cuestionadas

poligrafia

Son muchos los casos en distintos estados del país que hacen dudar a la ciudadanía sobre la efectividad de las pruebas de control de confianza, ya que cada vez se sabe de más casos de elementos que reprobaron la prueba pero siguen trabajando «libremente» en estados como Coahuila, Puebla y Morelos.

Si bien, las pruebas son necesarias para generar certeza ante la población sobre los cuerpos de seguridad, es necesario revisar los métodos de evaluación para que la sociedad confíe en su aplicación y que con ellas realmente se puedan depurar las policías y contar con mejores elementos cada día.

 

Jalisco en las pruebas

Pruebas de Confianza 2

Por suerte, Jalisco no aparece en los primeros lugares de servidores públicos separados de sus cargos por no haber cumplido con las pruebas de control de confianza. Si bien al inicio de esta administración y con la creación de la nueva Fiscalía General se trató de dar una reestructuración a todas las instituciones de procuración de justicia, también se necesitó depurar lo que antes era Secretaría de Seguridad Pública y la Procuraduría General del Estado de Jalisco.

Con la llegada de Luis Carlos Nájera Gutiérrez de Velasco como Fiscal General se hizo una depuración en la que cesaron a varios elementos y ministerios públicos, gracias a que no realizaban de manera adecuada su encomienda.

Estas noticias las recibimos con agrado el año pasado los ciudadanos, porque pensamos que había llegado alguien con el valor y la responsabilidad de cesar a sus propios elementos por no realizar bien lo encomendado.

Desafortunadamente, hoy Jalisco no es nota a nivel nacional por haber continuado con estas acciones en contra de jueces, ministerios públicos y elementos corruptos que lo único que hacían era dañar los procesos judiciales. Jalisco hoy es nota por la inseguridad y los ataques directos hacia los cuerpos policiacos.

Primero fue lo ocurrido en Ocotlán donde elementos de la Gendarmería Nacional fueron atacados por un grupo del crimen organizado, posteriormente el Comisionado de Seguridad Pública, Alejandro Solorio, fue blanco de un atentado en el que salió ileso y lo más lamentable fue el hecho donde cayeron 15 elementos de la Fuerza Única Jalisco.

Algunas voces creen que es momento de un cambio fuerte en la política de seguridad estatal y creen que es tiempo de que se retire Luis Carlos Nájera. Acceder a ello sería un error y generaría tal vez mayor inestabilidad, lo más adecuado será cerrar filas y apoyar al Gobernador del Estado en la decisión que tome y que el Gobierno Federal ponga mayor atención en Jalisco, ya que el discurso de una seguridad preventiva para Jalisco posiblemente ya se agotó y es momento de acciones más contundentes.

No por nada en noviembre pasado el presidente de la República, Enrique Peña Nieto mencionó a Jalisco en un discurso junto con estados como Michoacán, Guerrero y Tamaulipas, esperemos que con el ambiente electoral las autoridades no se distraigan y descuiden la seguridad en el estado, ya que sin duda éste tema podría ser decisivo en las próximas elecciones.

Alfredo Ceja

Comunicación • Política • Seguridad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.